Asóciese con nosotros en nuestro trabajo Nutriendo Comunidades

Asóciese con nosotros en nuestro trabajo Nutriendo Comunidades

Queridos Amigos,

La necesidad es urgente.

Guatemala tiene la tasa más alta de desnutrición crónica en América Latina, y la tercera en el mundo. En las comunidades indígenas con las que trabajamos, la desnutrición infantil ronda cerca del 60%. Solo 9 de cada 100 niños con desnutrición terminan la escuela primaria. Muchos estudiantes se ven obligados a repetir grados.

Debemos actuar ahora para prevenir y tratar la desnutrición. El trabajo integral, culturalmente relevante y basado en datos de Mayan Families, busca reducir las tasas y el impacto de la desnutrición. Guatemala necesita su apoyo. Cada dólar donado hasta $75,000 será duplicado por nuestros generosos donantes.

Por favor únase a nuestro evento virtual este 29 de Abril para conocer más acerca de nuestro trabajo Nutriendo Comunidades.

 

ASUNTOS DE NUTRICIÓN EN COMUNIDADES INDÍGENAS

La nutrición es un pilar fundamental en el desarrollo del ser humano.

Ese es el factor clave que sustenta todas las iniciativas de Mayan Families en Salud y Nutrición a lo largo del año 2020 y que continúa hasta el día de hoy. El año pasado, logramos un meta crucial con la nueva alianza que se estableció con los servicios de salud pública, incluido el Ministerio de Salud y la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional, que dio paso a que Mayan Families fuera designado al rol de especialistas en manejo de casos para este proyecto piloto de prevención y tratamiento de la desnutrición.

El primer paso es la identificación de casos de desnutrición o casos de alta vulnerabilidad derivados de la situación con Covid y sus secuelas. 

Los beneficiarios del programa son seleccionados mediante un proceso dual de evaluación socioeconómica junto con un chequeo médico nutricional. Nuestros hallazgos revelan que el 68% de las familias entrevistadas presentan Inseguridad Alimentaria Moderada, mientras que el 24% sufren Inseguridad severa y solo el 3% puntúa en el rango de Inseguridad Ligera. Desafortunadamente, la triste realidad es que el 95% de las familias indígenas en las comunidades en las que trabajamos tienen dificultades para acceder a una alimentación segura y suficientemente variada para proporcionar la gama de nutrientes necesarios para un crecimiento y desarrollo saludable. Este es un descubrimiento impactante que requiere mucha atención, experiencia e inversión.

Otra estadística preocupante se refiere al nivel de desnutrición crónica infantil, con un 39% gravemente afectado y un 42% moderadamente afectado. Solo el 19% de los niños que hemos examinado hasta ahora tienen una estatura normal para sus edades. Esto significa que la mayoría de los niños de las comunidades a las que llegamos no tienen suficientes reservas nutricionales en sus órganos como consecuencia de la deficiencia en el consumo de proteínas calóricas durante un período prolongado. Todo indica que se trata de un problema profundamente arraigado, cuyos orígenes se remontan al período de desarrollo prenatal de cada niño.

Igualmente preocupante es la evidencia no solo de déficits nutricionales (que se manifiestan como desnutrición severa) sino de ingestas excesivas (sobrepeso) con fuertes y persistentes indicios de este resultado de malos hábitos nutricionales como consecuencia de limitaciones en el desarrollo social, económico e intelectual inhibiendo elección y la oportunidad de aprovechar al máximo los recursos locales. Como en tantas regiones del mundo, los alimentos no saludables, procesados y ricos en azúcar están más disponibles, son menos costosos y se promocionan comercialmente por delante de las frutas, verduras y fuentes de proteínas saludables cultivadas localmente (que en su mayoría se exportan).

Lo vital aquí es enseñar, promover y luego mantener un proceso de cambio de comportamiento dirigido al uso de recursos que están al alcance de las familias. Esto solo se puede lograr mediante una educación constante, y con una variedad de comunicación y controles médicos.

Por Elizabeth Pérez, Directora de Programas.

 

 EVENTOS Y NOTICIAS

  • Nuestro Reporte de Impacto está en la última etapa de producción. Esté al pendiente de su publicación la próxima semana. Podrá ver los resultados de nuestro trabajo en Educación, Salud y Nutrición, y Desarrollo Económico del año 2020. Escuche las voces de nuestro personal, junta directiva, líderes comunitarios, y beneficiarios que nos cuentan su historia.

  • Como parte de nuestra campaña, Mayan Families estará presentando una subasta de productos de artesanía y madera fina. ¡Únase a nosotros para combatir la desnutrición y apoyar a nuestros artesanos al mismo tiempo!

  • Los Centros de Nutrición Preescolar de Mayan Families ya han iniciado el ciclo escolar. En estos centros, niños y niñas de 5 años y menos, no solamente reciben educación temprana de calidad, también reciben snacks nutritivos y alimentos que los fortalecen para su proceso de aprendizaje y desarrollo físico y mental. 

  • La colaboración con la Universidad del Estado de Ohio continua con los sistemas de recolección de agua de lluvia. Con los diseños finales, el trabajo de campo en los Centros de Nutrición Preescolar de las comunidades de Peña Blanca y Tierra Linda, está programado para completarse el próximo mes, en el momento más oportuno para la época de lluvia. Estamos entusiasmados de presentar prototipos como primer paso hacia una mejor utilización de este valioso recurso. 

  • Nuestra tienda de Etsy estará cerrada del 22 de abril al 6 de mayo. ¡Por favor visite nuestra tienda cuando estemos de regreso!